El Código da Vinci para señoras urgidas…

¿Por qué tiene que enseñarnos una película a coger mejor? Porque mucha banda es floja, predecible y echada. El fornicio es puro amasar y darle forma, calentar y frotar, logrando satisfacción continua sin que necesariamente tenga que existir un orgasmo explosivo o una eyaculación que les manche el techo. El camino que se cachondea y se goza sabroseando es el verdadero acto sexual. Lo demás son gritos sobreactuados.

Ivaginaria

gray

Bajo la sombra

Si me dieran una moneda por las veces que me han entrevistado sobre lo que opino de la novela “50 sombras de Grey” y su adaptación a película que se estrena en estos días, ya me hubiese ido a vivir a Puerto Aventuras…

Después del estreno de “Nymphomaniac”, hace como dos novios (un año y medio), la gente enloqueció con el concepto de erotismo, que no entiende del todo, y peor, desvergó la idea del sadomasoquismo, asunto que no tiene muy contenta a la comunidad que practica el Bondage Domination and Sadomasochism, por sus siglas en inglés BDSM, y que quiere decir amarre, dominación y sadomasoquismo, en mi traducción libre.

En “Nymphomaniac” vemos a la protagonista recibir algunas tundas que la ponían caliente como un tren, y era parte de la exploración del ser erótico de la personaja, quien poseía un ánima aventurera que la orillaba a…

Ver la entrada original 546 palabras más