Tijeritas y otras lesbianadas…

neon-girl

Kamasutra lesbos

Al Kamasutra lo han emputecido de todas las maneras posibles. Los textos sagrados del erotismo hindú han prestado su nombre a todas las encomiendas sexuales, porque hay Kamasutras para cualquier cosa. Esto quiere decir que a la babosada que se nos ocurra, podemos ponerle el Kamasutra de los besos, del amor, de las posiciones, de cómo bajarse a mamar y así de cualquier tema relacionado a la satisfacción erótica y sexual.

Estaba viendo el Kamasutra lesbos ilustrado, uno de esos manuales que interpretan el texto hindú a su manera y que además le ponen monitos para que sea más práctico.

Primero debemos estar claros en una cosa: ningún libro con el nombre de Kamasutra, ni siquiera los productos eróticos Kamasutra, ni cualquier cosas que se llamé así, le va a enseñar a nadie a coger, a hacer una buena felación o cunnilingus, o tendrá una satisfacción garantizada en el erotismo y su vida sexual.

Escrito por Vatsiaiana, un autor indio cuya fecha de nacimiento y muerte son imprecisas (dicen que vivió entre los siglos primero y sexto de la era cristiana), escribió el Kamasutra como una forma de indicarle a los mortales cómo proceder respecto a sus sensaciones y sentimientos, así como controlar sus pasiones y temperamentos. En sí era como un libro de autoconocimiento y de templanza para el espíritu. Vatsiaiana era un hombre que estaba educado en la contemplación y meditación, entonces cada uno de los 36 capítulos de este libro del erotismo, seguramente fue pensado durante las largas horas de abstinencia sexual que se aventaba el autor, porque era un firme creyente del control de sí mismo.

Sin embargo, siglos después de que el más famoso de los textos antiguos sobre el sexo fuese creado, existen interpretaciones del Kamasutra, que no son propiamente el Kamasutra, sino el préstamo de un nombre célebre sobre el sexo, para escribir otros libros sobre fornicio.

Este Kamasutra lesbos, debiese llamarse Manual para forniciar de la lesbiana moderna, porque en realidad lo que muestra en su contenido, son posiciones para mamar, para dedear, para aplicar falos o arneses, hacer la tijerita y eso sí, tips útiles para comprender el cuerpo de la mujer.

No podemos llamarlo un Kamasutra, porque la intención de este libro hindú expone propósitos muy específicos sobre el sexo, el erotismo y la sexualidad. Incluso hay secciones dedicadas a la búsqueda de una esposa buena y sobre las cortesanas,

Pero lo suyito de este libro, es la información sobre cómo manejar un cuerpo femenino y descubrirlo, y sacarle provecho a las zonas erógenas femeninas. Por ejemplo, en un párrafo dedicado al cunnilingus, dice que cuando se aplique la mamada en la zona vulvar, se debe aprovechar el momento para abrir la boca frente a esta zona y hacer como “si se traga a la vagina”. De hecho, querido público, ya tenemos una genitalia femenina siendo comida, pero abrir la boca en sensación de acaparamiento puede ser excitante, según dice el libro.

Ilustra también sobre la unión de las genitalias femeninas, ya sea en una tijerita o en una monta de una mujer encima de otra, para frotarse y estimularse haciendo junta de bocas de abajo, girando, pompeando, montando o acariciando nada más. En varias posiciones y giros.

Pero quizás la parte más tonta de este libro, es que le llaman vagina hasta la zona de la vulva, es decir, a ésta última ni la nombran y es justo la puerta de entrada de las chupadas, dedos, dildos y cualquier accesorio que use una lesbiana para complacer a otra. Además otra de las más grandes equivocaciones en el mundo gay y lesbiano, es dividir a su universo en personas activas y pasivas. En el Kamasutra lesbos enfatizan mucho en la pasiva y la activa, lo cual limita muchísimo el ejercicio de la sexualidad, porque lo acota a pocas opciones. Una es la que pone y a otra a la que le ponen. Uno la mete y el otro se deja penetrar. ¿Que ya nadie confía en hacer vueltas charras nada más para variar? Hay que dejar que los cuerpos hagan y se hagan, y mientras tanto, explorar cada una de las sabrosuras que nos ofrece un acto sexual.

Tijereteando: elia.martinez.rodarte@gmail.com

Anuncios

Finge tu orgasmo en cinco lecciones…

finge_orgasmo1

Arimateio Dantos, alcalde de un pueblo brasileño, Esperantina, en un acto demagógico y de severo temor a su esposa yo creo, instauró el orgasmo como obligatorio en su comunidad, para las mujeres. Hace 9 años, en una entrevista de radio en una difusora española, nos entrevistaron a mí al alcalde de Esperantina, a otras morras especialistas en el tema…Me pareció tierno…Cuando le pregunté al alcalde si estaba seguro que si mujer tenía orgasmos con él, me dijo convencidísimo que sí…Ése es el espíritu.

Según el Instituto Kinsey, sólo la tercer parte de las mujeres logramos el orgasmo teniendo fornicio…Hay que talonearlo.

…………………….

Orgasmo: sólo tú lo controlas

Hace un año estaba yo pariendo ornitorrincos organizando un festival que se llamó: Fiesta del Orgasmo. No quiero decirles cuántos favores sexuales y no sexuales tuve que ejecutar…No lo organicé este año porque sabía que ni siquiera iba a estar en la misma ciudad para realizarlo.

La única verdad sobre el orgasmo es que es nuestra responsabilidad. Una puede gritonear y decir que el pene de su bato es inoperante como el dedo meñique de un borracho, pero cada persona debe saber que su placer sexual es individual, personal y privado…Si es que conoce bien sus partes y cómo prenderse de la liana.

Para celebrar el día del orgasmo que fue el 8 de agosto, debemos saber las siguientes verdades sobre este milagro de l@s dios@s:

El orgasmo es un regalo para ambos sexos: la mujer siente una trepidación en la vulva y en la vagina: siente como que su genitalia aplaude.

En el caso del hombre se siente un retraimiento en el perineo, se inflama el pene y las venas del mismo se preparan, los cuerpos cavernosos se llenan y después lanza la malteada.

El orgasmo no es una sensación que sienten todas las personas: a veces la anorgasmia o la aneyaculación, son síntomas de algún problema fisiológico debe resolverse. Aunque existen personas, sexuales en extremo o asexuales, cuya propensión al orgasmo puede ser limitada. Es normal. No es un mandato bíblico tener orgasmos. Hij@s sí…

No es verdad que llegar al orgasmo juntos sea la sensación más milagrosa del universo. Éste puede suceder debido a una sincronización de los espasmos vaginales o peneanos, pero es nuestra responsabilidad que nos entreguemos a un orgasmo conjunto para de verdad gozarlo.

El orgasmo no tiene nada qué ver con los métodos anticonceptivos que utilicemos. Pero principalmente, tampoco guarda una relación con el uso del condón.

Sólo la gente ignorante, irresponsable, inútil y cómoda se abstiene de utilizar el condón en el coito. Es un accesorio de uso obligado que permite un metisaca efectivo y seguro, además de alta sensibilidad. Las nuevas generaciones post ochentas deben saber que es urgente utilizarlo. Ya no sean mamilas y enmíquense.

La transmisión del VIH, virus de inmunodeficiencia humana, a veces depende de qué tan bien se calce un@ el condón.

El orgasmo es la máxima manifestación de nuestro ser humano en el erotismo. Por la forma en que nuestro organismo cambia y se transforma. Un orgasmo produce mejores bebés y es parte de la selección natural. Es la prueba extrema que las paredes vaginales aplican a los espermatozoides. Sólo el mejor pececillo llega…(en teoría…).

Graben el momento de su eyaculación o del orgasmo…Verán la actuación de su propio cuerpo en un proceso de floración, en el que su sangre estará volcada en inflar su genitalia y en proporcionar jugos que siempre explotan como si fuera la primera vez que lo hacen.

Quizás sólo la sensación del orgasmo, como acontecimiento de nuestra especie, sirva para demostrarnos una presencia divina. ¿Por qué sólo los seres humanos tenemos la capacidad de sabrosearnos como posesos cuando nos venimos?

Sólo nos queda agradecer a la naturaleza por los dones con los cuales nos ha favorecido.

El orgasmo no tiene relación con el tamaño del pene, ni con el apretamiento de la vagina, ni con lo rojo de los labios, ni con lo dulce de la mirada: es un trabajo en el que cada quien se tiene que afanar en doble vía: para lograrlo en el propio cuerpo y para conseguirlo en el cuerpo que nos comparte.

El orgasmo es un derecho universal, existe, y además es una de esas raras joyas que se consiguen sudando, porque el placer está tan satanizado, que muchas veces la mujer se viene como loca con culpa, porque sabe que “no debe” sentir eso. Marraneaos en sus propios penes, vaginas, vulvas, culos o caras de personas. Es válido.

El orgasmo es de quien lo trabaja…No sé porqué no han puesto en letras de oro en el Senado de la República esta frase.

Nos vemos en las redes sociales en mi página www.ivaginaria.wordpress.com, en Ivaginaria en Twitter, Tumblr, Facebook y en todos los baños públicos en donde haya puesto mi nombre.

Orgasmo y vino: elia.martinez.rodarte@gmail.com

Vente conmigo

Orgasmo-01(2)dos

más informes en: fiestadelorgasmo@gmail.com

El día del orgasmo es una “efeméride” real creada por un brasileño Arimateo Deitas, exconcejal de la ciudad de Esperantina en Brasil, quien promulgó el Día del Orgasmo Femenino el 8 de agosto de hace ocho años.
Lo hizo para compensar sus deudas sexuales con su esposa y de ahí resultó una fiesta…

Pero como nos encanta la igualdad y el placer para tod@s, este 8 y 9 de agosto celebraremos con lecturas, conferencias, mesas redondas y orgasmos espero, este día

Vente a nuestra celebración del orgasmo en su mero día, este 8 y 9 de agosto en Kúndul Café,ubicado en Matamoros 925 oriente, entre Diego y Mina. Barrio Antiguo, 64000 Monterrey, México.

kundul

Empezamos a las cinco dela tarde.

Habrá venta de libros de autores diversos en temas de sexualidad, sexo, educación integral en la sexualidad y eróticos, gracias a la presencia de Tusquets y Paidós, mesa condonera y de salud sexual gracias a la generosidad de Acodemis A. C. y Abel Quiroga y otras sorpresas sexosas que puedes usar dentro y fuera de la cama. Sol@ o acompñad@…
Y también bebidas y comida para sabrosear al cuerpo y el alma.

El cover será de 20 pesos y la mitad de estas ganancias serán aportadas al hermoso proyecto de Caminando en mi barrio que hace del centro de la ciudad un sitio digno y bello.

caminando

http://www.caminandoenmibarrio.blogspot.mx

PROGRAMA

Viernes 8 de agosto

17:15 Orgasmo: el misterio dela muerte chiquita
Mesa redonda con sexológas que descifrarán el misterio del orgasmo, sus fases, sus mitos, su importancia en la sexualidad humana. ¿De qué va y de qué viene?

Nos acompañarán las sexólogas Norma González, Karla Urriola y Lourdes Mantecón.

bernini

 

18:15 Orgasmo masculino: más allá de la eyaculación
Panel de artistas que comentarán sobre su experiencia con el placer, las artes y la masculinidad.

dedo dos

19:15 El orgasmo asistido, el orgasmo múltiple, el orgasmo que hace llorar, el orgasmo que nadie conoce: lectura a cargo de varios autores.

Sábado 9 de agosto

17:15 Presentación del libro:
Antología de Cuentos Lésbicos
Les cuento.

lescuento

18:15 Conferencia: La “histeria” del orgasmo

IMG-20130114-WA0001

Ella es la sexóloga y médica Lourdes Mantecón. Ella es la autora de nuestra conferencia de La “histeria” del orgasmo.

19:15 Mesa redonda, lectura y orgasmos múltiples sobre el libro: La invasión de las zorras de Bambi Discovery.

yeah

Una mejor forma de usar la macana

macana

Kunyaza

No crean que porque voy a hablar de un tema sexoso, no me encuentro desolada por el cogidón, sí señores, que nos dieron los holandeses. En verdad me tiene triste, como a todos los que nos gusta el futbol, y también a ésos mamilas que nos veían desde una distancia bastante soberbia. Ash…ya me vale.

Pero si algo amaina el dolor del alma es el fornicio, y para que mis compatriotas dolidos gocen un poco, hablaremos de kunyaza. No se me pasmen: es una técnica sexual que provoca la erección del clítoris y la inflamación de los labios mayores, de la vulva en sí, gracias a unos tiernos garrotazos (insisto bestezuelas, tiernos) que se infligen con el pene en la mera boquita que más les gusta.

Así como cada tribu que poblamos este planeta poseemos nuestras propias mañas, ésta es una forma de excitación para la mujer desarrollada hace más de 100 años en África.

Las zonas que vamos a atender en este movimiento africano, que ya de por sí con el gentilicio “africano” suena bastante arremangable, son: la vagina, la vulva y el clítoris de una dama con las piernas abiertas, una mirando para Pino Suárez y otra para Doblado.

En este movimiento se supone que no hay penetración, sólo el golpeteo del pene en erección (de preferencia…ash) alrededor de los labios de la señora, que se irán abriendo poco a poco con el contacto.

Ya sé que todas nos lo conocemos a la mexicana, llevando al pene a que tiente, se tope con la apertura vaginal y fomente la lubricación, pero la variante nacional, es que tras tres toc tocs ya quieren meterse.

Es decir, apuran mucho el coito, y la verdad es que a nadie le cuesta jugar un poco a que no se la metan y no meterla. Que se trate de hacer la ronda y lubricar. Ustedes señores del pene, terminarán complacidos y como locos manchando la pared. Así quedaremos contentos todos los implicados.

El truco en la kunyaza es básicamente golpetear alrededor de la vulva estimulando todas las suavidades visibles hasta que se pongan esponjosas y rojizas, eso quiere decir que están excitadas, lubricadas y posiblemente ante un orgasmo fluente y múltiple. Los orgasmos de la kunyaza son varios, mojados y vibrantes. Entonces nos sacamos la lotería como diría la Puri Carpinteyro.

El orgasmo del clítoris, el clitoridiano, es el más común y existen otros tipos como los vaginales, del punto g, las eyaculaciones o los burbujeos de la vagina, que son una forma de entusiasmo vaginal al lubricarse. Es una bendición, porque la lubricación no se le da a algunas, ya sea por problemas hormonales o cualquier otro padecimiento. Y tampoco todos los orgasmos. Muchas aún no saben sentir o no las han hecho sentir fuera de su mano. Cada vagina posee su temperamento.

El factor lubricación cuando alguien está golpeteando puede ser mejorado con lubricante a base de agua. Las babas déjenlas para mi foto de aquí arribita. No está chido con saliva.

Pero el mejor movimiento de la kunyaza, creo yo, es una pequeña penetración de la cabeza del pene en la vagina, con suaves movimientos ondulantes hacia adentro, y ya a media entrada, giren el pene con la mano como si estuvieran haciendo un círculo dentro de la cavidad vaginal. Bien lubricada y brillante. Es aquí, compañeritos, en donde podremos encontrar el punto G y lograr una eyaculación femenina. Cuando ustedes le den eso a una mujer, ya no serán los mismos hombres…Al menos en la mente y en el alma de la dama que llenó una cubeta de fluidos. Ésa es otra cosa buena de la kunyaza. Dicen que son tan tremendos los meneos africanos de los hermanos ruandeses, que le ponen una cubeta a la mujer porque se viene como si hubiese transmutado en un río. Hasta existe una expresión en ruandés para eso: shami rytikivu, que quiere decir algo así como “que le pongan a la muchacha una cubeta debajo”. No vaya a mojar la alfombra.

Entonces inténtenlo en casa y me platican en un correo cómo les fue, sin fotos por favor. En Facebook en Ivaginaria, en Twitter @Ivaginaria.

 

Con puntita por favor: elia.martinez.rodarte@gmail.com

 

deditos fruncidos mode on

Image

Leer los signos del cuerpo. Escuchar y sentir en la piel la respiración. En el sexo, dáte.

……………..

Signos imperceptibles del sabroseo

Much@s esperan que cuando alguien experimenta un orgasmo, se suscite una gritadera como de parto. Sin embargo en el momento en que se termina un acto sexual con éxito, los evidentes signos de la excitación saltarán a los sentidos y hay que aprender a leerlos. Todos son mensajes que el cuerpo emite y que anuncian el clímax de ese ejercicio erótico. Aunque quien termine sea una ratita silenciosa. O pretenda serlo por taimad@.

La primera de las señales de un orgasmo, además de la evidente eyaculación en el caso de los hombres, es el abultamiento de los genitales, los pezones erectos y el enrojecimiento de la piel.

Es un signo de quienes se han venido, que tienen unas chapitas como de pastorcilla de las montañas duranguenses. Un rostro enrojecido de labios engruesados. Sudor y mucha humedad en los genitales.

Otra de las señales de una máxima excitación en el cuerpo del amad@, es la tensión. Una sabia amiga mía me comentaba que cuando le hacía una felación a su entonces esposo, éste tenía la costumbre de fruncir los deditos de los pies. El tipo estaba sintiendo de lo más sabroso y esa tensión que ejercía en los pies, significaba una manera de sostener o elongar el placer para sabrosearse más. Así lo hace mucha gente al tensar los muslos, las nalgas, los brazos o lo que todavía puedan alcanzar a apretar.

El apretamiento del cuerpo ayuda a que la sangre se concentre en la zona de la genitalia y se experimente una sensibilidad mayor en el frotamiento. Por la oxigenación que provoca ese torrente sanguíneo se potencia el placer. Es una inyección de poder que hasta puede alargar el pompeo por más tiempo.

Las mujeres que han ejercitado sus paredes vaginales con los ejercicios Kegel (apretar y soltar, apretar y soltar…), saben que pueden dar un par de apretones de la vagina, decir “ay si oh oh” y fingir de una manera sonora y con manifestaciones físicas un orgasmo pirata. Sin embargo existen señales de la genitalia que indican sin lugar a dudas que va a darse una conclusión.

Por ejemplo, un pene antes de eyacular experimenta una especie de microconvulsiones que desembocan en la emisión seminal.

El falo succiona desde su fábrica de testosterona a los pececillos y es cuando se salen solos y los envía  a la inmensidad del cosmos, en una expresión explosiva.

Una eyaculación es un acto de poder asegún ande cargado el señor y sí se siente su manifestación de alegría. Es la declaración de un pene saludable en ejercicio de sus facultades y con producción contundente en sus gónadas. Por eso los testículos se endurecen antes de emitir su carga.

En el caso de una vagina siempre hay que estar alertas a los pequeños signos. Un clítoris florecido que palpita. O una cavidad en su mejor momento de lubricación, son señales de que en ese antro ya tembló. Las glándulas de Skene, que producen la eyaculación femenina y las de Bartolin, que lubrican, necesitan mucho testereo, pero verán esas señales de su buena obra cuando la vagina quede lubricada o se produzca un sano chorreo en la dama.

Las mujeres parecemos un mapa difícil de leer con respecto a la ubicación de los orgasmos, pero ningún artículo mamila les enseñará todos los trucos de mago de pueblo para llegar al orgasmo será luminoso.

Pero quien quiera ver realmente lo que el fornicio está provocando en sus amantes, es la expresión del rostro. Poca gente sabe fingir los mensajes de su cara cuando ya están en estado de máximo aflojamiento. De la fascia y de sus actitudes está hecho también el constructo del placer.

La erección también es un símbolo muy claro de la excitación sexual y debemos aprender a medir su estatus a medida que se le va y se le viene la sangre. En especial cuando están en plena fricción. Las erecciones no son las mismas cada vez que se folla: existen unas más duras que otras, y algunas blandas pero prometedoras. Es necesario aprender a sentir y trabajar con eso.

Nos vemos en las redes sociales en Ivaginaria en Facebook y Twitter y en mi página www. ivaginaria.wordpress.com

Pimpolleo: elia.martinez.rodarte@gmail.com